Santa Cruz de Tenerife
LO ÚLTIMO:
foto del aviso
La CNMV suspende la cotización de NH Hotel Group leer

El temporal de lluvia y viento descarga toda su intensidad en las islas occidentales

La borrasca que se mantiene sobre el Archipiélago ha sido especialmente virulenta con El Hierro. En el resto de islas, se han sufrido desprendimientos en las carreteras y cortes eléctricos, a la vez que los aeropuertos han experimentado cancelaciones y desvíos de vuelos.
EL DÍA, S/C de Tenerife
28/ene/07 2:50 AM
Edición impresa

El temporal que mantiene a Canarias desde el pasado viernes en alerta naranja ha tenido sus primeras consecuencias. Desprendimientos, accidentes y cortes en el suministro eléctrico han sido algunos de los incidentes que han provocado las fuertes lluvias y vientos, con especial incidencia en la isla de El Hierro, la más afectada del Archipiélago.

Desde la madrugada de ayer, la isla de El Hierro ha sufrido varios desprendimientos que han provocado el cierre de la carretera que conduce al Parador Nacional, al haber quedado la calzada muy dañada.

También informaron de que el barranco de Las Playas y la charca del Telar corren riesgo de desbordamiento por las fuertes lluvias. En El Pinar, en La Frontera, destrozos en varias viviendas llevaron a las autoridades a desalojar a los vecinos. El suministro eléctrico de la mitad de la isla quedó también dañado en la madrugada de ayer, aunque ya se ha recuperado, según fuentes de Unelco, quienes añadieron que en el resto de las islas se han sufrido algunos cortes menores por pequeñas inundaciones.

En Tenerife, sobre las 02:50 horas de la madrugada de ayer se produjo desprendimientos en el Instituto Oceanográfico que afectaron a tres plantas del inmueble. En esta isla, también se produjeron desprendimientos en las vías, como la que une Taganana con Benijos, y se tuvo que cortar la carretera de ascenso al Teide por la nieve y la poca visibilidad. Además, se produjo el vuelco de un vehículo en la carretera TF-5, en el municipio de El Sauzal, mientras que en La Palma se produjo el vuelco de otro coche que no lamentó heridos.

Los aeropuertos de El Hierro y de La Gomera dejaron de estar operativos ayer, aunque de este último salieron únicamente dos vuelos por la mañana. El aeródromo de Los Rodeos sufrió numerosas cancelaciones de vuelos y desvíos a Tenerife-Sur.

Por la escasa visibilidad en la zona y la falta de operatividad en los aeropuertos de otras islas se cancelaron 4 llegadas y hasta 15 salidas, además de desviar nueve vuelos, interinsulares y con la Península, al Reina Sofía. Asimismo, un avión procedente de Fuerteventura fue devuelto a esa isla, mientras que el aeródromo de La Palma operó con normalidad, aunque con ciertos retrasos, según informaron fuentes de Aeropuertos Españoles y Navegación Aérea (Aena), a partir de datos recabados hasta las 17:00 horas de ayer.

Los puertos de la provincia tinerfeña se mantenían ayer operativos, aunque con dificultades para mantener la normalidad en los horarios de las líneas interinsulares. Fuentes de la Autoridad Portuaria, reconocieron también la existencia de problemas en algunos barcos fondeados en el puerto de Santa Cruz por el mal tiempo.

En la provincia de Las Palmas, las islas más orientales, no han sufrido lluvias copiosas, mientras que en Gran Canaria ha aumentado el nivel de agua a lo largo de la mañana de ayer, lo que ha provocado pequeños desprendimientos en las carreteras de interior, en zonas como Los Cuchillos en Santa Lucía o las inmediaciones del Puente de Silva en la carretera del Norte, pero sin que se haya tenido que proceder al cierre de las carreteras. Las lluvias están provocando asimismo los típicos alcances entre coches que, a pesar de las colisiones, no han provocado heridos ni retenciones.

Para hoy se espera que el tiempo mejore y que se vayan desactivando las alertas en las Islas.

La Palma

Satisfacción del sector agrícola

El primer balance de las lluvias caídas ayer en La Palma, que alcanzaron los 70 litros por metro cuadrado y hora en la zona de Los Tilos, en San Andrés y Sauces, se fundamenta en la satisfacción del sector agrícola por el importante caudal almacenado en tres de los principales embalse de la Isla Bonita, después de que los propios agricultores hubieran expresado su preocupación por la sequía registrada durante los últimos meses, que estaba elevando de forma alarmante el costo del agua de riego. Hasta la tarde de ayer, estaban entrando 20.000 pipas la hora en La Laguna de Barlovento, el mayor embalse canario, otras 4.000 en Dos Pinos y 2.000 en Cuatro Caminos, balsas claves para el riego. Además, la lluvia caída ha permitido la recuperación del caudal en un importante número de depósitos privados. Apuntar que hasta última hora de ayer no se habían producido incidentes dignos de consideración por el mal tiempo y todas las carreteras de la Isla Bonita estaban abiertas al tráfico.