La Laguna

La Laguna y Cartagena de Indias se hermanan "con visión de futuro"

La alcaldesa, Ana Oramas, destacó que Aguere afronta un futuro encaminado a conseguir la paz y el consenso de sus gentes, mientras que el alcalde de Cartagena de Indias, Alberto Barboza, abogó por construir una ciudad mejor.
EL DÍA, La Laguna
23/abr/05 14:57 PM
Edición impresa

Un gran número de personas, entre las que se contaban los laguneros que viajaron el pasado día 19 a Cartagena de Indias acudieron el jueves a la plaza de la Aduana, donde se encuentra la sede de la Alcaldía cartagenera, para participar en el acto de hermanamiento de San Cristóbal de La Laguna con la ciudad colombiana.

El acto protocolario comenzó con el Himno de las Islas Canarias. A la música del arrorró de Teobaldo Power le siguió el Himno de Cartagena de Indias, escrito por Daniel Lemaitre con música de Adolfo Mejía. A continuación, el alcalde mayor de la ciudad, Alberto Barboza Senior, intervino con un discurso en el que, fundamentalmente, destacó que el hermanamiento "debe traer resultados concretos hacia el futuro, especialmente por su condición de Patrimonio Mundial".

Barboza se extendió sobre la idea de que este tipo de acciones "servirán de fórmulas para facilitar los intercambios en las diferentes áreas que contribuyan al desarrollo de la ciudad, especialmente en lo económico, cultural, el turismo y la ciencia".

"La Cartagena hermana que hoy los recibe con los brazos abiertos y la franca sonrisa de sus gentes es una bella ciudad multiétnica y multicultural, que ha apostado todos sus esfuerzos colectivos en el propósito de construir una mejor sociedad", concluyó.

Por su parte, la alcaldesa de San Cristóbal de La Laguna, Ana Oramas, centró su discurso en los evidentes puntos de unión de existen entre ambas ciudades Patrimonio de la Humanidad, señalando que "nos reconocemos en nuestro clima, en nuestra fe, en nuestra vocación de pueblos abiertos al mundo, en nuestro cosmopolitismo y nuestro espíritu común de ciudades de paz". En este sentido explicó que La Laguna afronta su futuro "encaminada a conseguir la paz y el consenso de sus gentes".

Oramas avanzó la idea de lo que fue ayer su intervención en la conferencia "El presente y futuro de la ciudad de La Laguna" explicando que la ciudad "es hoy Patrimonio de la Humanidad gracias a la mayoría de sus habitantes que, junto al orgullo de vivir en un lugar que nos pertenece a todos, han desarrollado un instinto de protección que, afortunadamente, crece con los años".

Acuerdo e intercambios

El acto concluyó con la lectura del acuerdo de hermanamiento y el intercambio de escudos y banderas, a los que siguieron el saludo de ambos ediles a la población desde el balcón de la Alcaldía Mayor, la actuación de Los Sabandeños, que interpretaron temas de Canarias y Latinoamérica y rescataron algunos de sus éxitos, como la pieza colombiana "Agáchate el sombrerito", y el grupo Ekobios de Cartagena, que hizo, a través de un colorido espectáculo, un recorrido por la historia musical de Cartagena desde los tiempos de la colonia.

Por otro lado, la alcaldesa de La Laguna, Ana Oramas, inauguró la exposición itinerante "La Laguna, el detalle de conservar". Los muros del Palacio de la Inquisición de Cartagena de Indias han acogido esta muestra de 55 fotografías del artista Roberto de Armas, a través de las cuales los habitantes de la ciudad colombiana podrán descubrir pequeños detalles de la ya ciudad hermana de San Cristóbal de La Laguna.

La exposición cumple un objetivo principal: dar a conocer nuevos aspectos de la riqueza artística lagunera y con ello contribuir a concienciar a la ciudadanía sobre su protección. Se trata de una actividad que ha tenido gran repercusión social a su paso por La Laguna y que, por su atemporalidad e interés público, es susceptible de reiterarse en distintos ámbitos cronológicos y territoriales como Cartagena de Indias.

Entre los detalles fotografiados por Roberto de Armas y ahora expuestos en Cartagena de Indias se pueden ver la Custodia de la Catedral, un detalle de la fachada de la Casa Salazar (Obispado), la espadaña del Convento de Santa Catalina de Siena, el altar mayor del Real Santuario del Santísimo Cristo de La Laguna, el Cristo Difunto de la iglesia de Santo Domingo de Guzmán, el altar de la Divina Pastora de la capilla de los Rodríguez Moure y otros detalles de la vida civil, como la destiladera de la Casa Montañez, el escudo y rosetón de la Casa Peraza de Ayala o el mirador de la Casa Guerra.

Bajo el subtítulo de "Conservar lo pequeño nos hace grandes", la muestra permite educar sobre el patrimonio de La Laguna y propicia que se sepa más que antes sobre el tema, permitiendo que el visitante desarrolle una capacidad de observación y análisis de los detalles del importante patrimonio lagunero , observando los cambios que éste ha sufrido y evaluando su mantenimiento a lo largo de los siglos.

Oramas destacó durante la presentación el gran trabajo del artista que "tardó casi tres años en concluir la serie de fotos expuestas.