Cultura y Espectáculos
LO ÚLTIMO:
foto del aviso
El PP quiere que los jueces, y no el Parlamento, elijan al Consejo General del Poder Judicial leer

Amparo Larrañaga e Iñaki Miramón discuten sobre el escenario en "Se quieren"

En la presentación de su espectáculo en Canarias, el componente masculino del dúo protagonista califica la función de "gamberrada hecha con cariño", mientras que el director de la obra, Esteve Ferrer, afirma que la madre de todas las discusiones es "la de la pareja".
EFE, Las Palmas
9/ene/04 20:33 PM
Edición impresa

Los actores Amparo Larrañaga e Iñaki Miramón abrirán mañana en el teatro Cuyás de Las Palmas su espectáculo "Se quieren", una crítica amable sobre las discusiones que trufan la vida cotidiana y, en especial, sobre las de pareja.

A través de nueve escenas con diferentes personajes, todos ellos interpretados por Larrañaga y Miramón, la pareja de actores se enfrascan en un recorrido por todas las formas de discutir, desde las cosas nimias a las cuestiones serias.

"El publico se identifica y se engancha desde el principio con estas situaciones típicas y tópicas, como la escena del coche, en la que él, muy amable, le deja a ella el coche el primer día en que se saca el carné. Imagínate lo que puede pasar", adelantó ayer Iñaki Miramón.

En España, la pareja de actores compuesta por Miramón y Larrañaga representa esta obra de Pierre Palmade y Muriel Robin desde hace año y medio, aunque antes ya la había hecho la actriz junto al también actor Enrique San Francisco, que sufrió un accidente en una pierna, lo que obligó a sustituirle.

Miramón, parafraseando a su compañera Larrañaga, quien no pudo acudir ayer a la conferencia de prensa prevista en Las Palmas, señaló que la obra teatral podría entenderse como "una gamberrada hecha con mucho cariño".

Reconoció que, en algunos momentos, se ha deformado la escenografía para darle un cierto tono de comicidad, aunque en el fondo se trata de una crítica amable a este tipo de situaciones que comportan una discusión entre dos personas.

También el director de la obra, Esteve Ferrer, considera que la discusión es el deporte nacional. No es el fútbol, afirma. En tal caso, el deporte nacional sería "la discusión sobre fútbol y, en general, sobre política, teatro, deporte... todo".

Ferrer afirma que hay discusiones de padres e hijos, del colegio, de los profesores, de adolescentes y de todo lo que se quiera, pero "la madre de todas las discusiones es, sin duda, la discusión de pareja".

"Con el primero que discutimos en esta vida es con el ginecólogo, que nos trae al mundo, pero al que sustituimos a los pocos minutos por el pediatra", afirma en tono de broma el director de la obra.

Para Iñaki Miramón, la experiencia que han acumulado con sus actuaciones en "Se quieren" no permite dilucidar quien tiene la culpa de las discusiones, si el hombre o la mujer, aunque reconoce que la obra se ha concebido con cierto grado de machismo.